domingo, 5 de abril de 2009

ABORTO + MATRIMONIO GAY=RELIGIOSOS ALBOROTADOS

Santo Domingo.- La Iglesia Católica dominicana pidió a los legisladores, constituidos en Asamblea Revisora para modificar la Constitución de la República, que dejen intocado los el precepto que prohibe el aborto y que se mantengan firmes en su negativa de las uniones homosexuales en la nueva Ley Sustantiva que surgirá luego de la reforma cuyos debates se iniciarán próximamente.

El arzobispo de Santo Domingo, Nicolás de Jesús Cardenal López Rodríguez, presidente de la Conferencia del Episcopado Dominicano (CED), pidió a nombre del colegio de los obispos y de la Iglesia Católica, en una carta dirigida a los miembros del Congreso Nacional, que se “dejen iluminar por Dios” para que se preserven esos principios fundamentales para la vida humana en la nueva Constitución.



En su carta, el cardenal López Rodríguez reafirmó que la Iglesia no ha variado su postura sobre ninguno de los dos temas y citó un texto de la Carta correspondiente al pasado 27 de Febrero, en la cual el colegio de los obispos dominicanos reclaman la proscripción constitucional de las interrupciones de embarazos y los matrimonios civiles entre personas del mismo sexo.

En la proposición de modificación de la Carta Magna, enviada por el Poder Ejecutivo al Congreso Nacional, el artículo 30 mantiene que “El derecho a la vida es inviolable desde la concepción hasta la muerte”.



Durante los últimos dos años, medios laicos y organizaciones no gubernamentales nacionales y extranjeras, han incrementado sus presiones para que este cláusula constitucional sea mofificada en el país y se legalice el aborto en casos de violación, peli gro para la existencia de la madre y otras circunstancias excepcionales.



En el caso de los matrimonios entre homosexuales, que no está consignado en ninguna parte de la actual Constitución ni en las propuestas de modificación que serán debatidas próximamente, los obispos son más enérgicos al reafir mar que en las propuestas de reforma se establece un principio según el cual la familia se funda “en el consorcio de un hombre y una mujer”.



(+)
EL PAPA TAMBIÉN PIDIÓ
MANTENER PRINCIPIOS
El viernes pasado, el Papa Benedicto XVI, en un mensaje que leyó en El Vaticano al recibir al nuevo embajador, Víctor Grimaldi, dijo que en medio de los cambios políticos y sociales en que está inmersa la República Dominicana, deben implantarse y prolongarse aquellos nobles principios que distinguen la rica historia dominicana desde la fundación de su patria.

“Me refiero, ante todo, a la defensa y difusión de valores humanos tan básicos como el reconocimiento y la tutela de la dignidad de la persona, el respeto de la vida humana desde el momento de su concepción hasta su muerte natural y la salvaguardia de la institución familiar, basada en el matrimonio entre un hombre y una mujer, ya que éstos son elementos insustituibles e irrenunciables del tejido social.

Dijo que en los últimos tiempos en RD se han producido logros que permiten auspiciar un futuro más luminoso y sereno.
(más iglesias, más políticos corruptos, más niños en las calles, menos educación...etc.)

Encuesta realizada por el medio digital de Listín Diario...Un notable atraso.

¿Debe la reforma constitucional garantizar el derecho a la vida y al matrimonio, como reclama la Iglesia Católica?


(83.46%)
333 votos

No
(16.54%)
66 votos

Articulo extraído del Listín Diario.